sábado, 12 de enero de 2008

Gol olímpico... Mi visión de los años.....



El ídolo que está de vuelta tiene las cosas claras para el 2008: quiere ganar otra Libertadores con Boca y estar con la Selección en los Juegos de Pekín en agosto: "Es lo único que me falta jugar. Tengo que prepararme por si me llaman", avisa.

Qué deseos pediste el 31 de diciembre?

-Pedí que mi familia, mis hermanos y mis amigos sigan bien. Si ellos están bien, yo voy a estar feliz.

Entre las sierras, después de otra mañana agitada, salió el primer feliz del año de la boca de Juan Román Riquelme. El ídolo de Boca, que esta vez volvió para quedarse, ya sueña en azul y amarillo y también en celeste y blanco. Porque la prioridad es ganar otra Copa Libertadores, es cierto, pero en su cabeza también da vueltas un desafío olímpico. Y así lo soltó sin vueltas cuando le preguntaron si el Mundial de Sudáfrica era un sueño a largo plazo: "Yo ahora pienso en Boca y en poder ayudar a la Selección en las Eliminatorias. Y también quiero jugar los Juegos Olímpicos".

-¿Vas a viajar a China?

-No sé porque todavía no se sabe ni quién será el DT. Pero es lo único que me queda como futbolista. He tenido la suerte de jugar todos los campeonatos que puede jugar un jugador de fútbol y sólo me faltan los Juegos. Me tengo que preparar bien para ver si el técnico que va a dirigir al equipo me tiene en cuenta. Ojalá me llamen...

Gol olímpico. Para los Juegos Olímpicos de Pekín, que serán en agosto, todavía faltan siete meses, pero Román ya le avisó a quien corresponda que entre sus objetivos de este 2008 figura defender la medalla dorada que el Sub 23 de Marcelo Bielsa consiguió en Atenas 2004. Los Juegos son una cuenta pendiente en la carrera de un Riquelme que jugó cuanto torneo grande se le cruzó por el camino. No sólo a nivel clubes, sino también con la camiseta de la Argentina. Sus primeras alegrías fueron con el Sub 20 de José Pekerman, en el Sudamericano de Chile y el Mundial que lo vio campeón en Malasia, luego festejó otro título con un Sub 21 en Toulon. Con la mayor hace diez años que juega Eliminatorias, estuvo en el Mundial de Alemania 2006, dijo presente en dos Copas América (Paraguay y Venezuela), jugó la Copa Confederaciones 2005... Y la única cuenta pendiente se llama Juegos Olímpicos. También con Pekerman como técnico, en el 2000, un Sub 23 lleno de estrellas (Riquelme, Saviola, Aimar, Romeo, Cambiasso y cía.) se estrelló en el Preolímpico de Brasil y quedó afuera de los Juegos de Sidney. Es hora de saldar aquella deuda... Para eso, el técnico de turno tendría que convocarlo como uno de los tres mayores que se pueden incluir en ese equipo Sub 23. En el 2004, con Bielsa, la experiencia la aportaron Ayala, Heinze y el Kily. La lista para Pekín 2008 parece que ya tiene un nombre puesto.

Mientras, en Tandil, Román se prepara duro para lograr una base física que le permita afrontar tantos desafíos. Los Juegos son en agosto, pero hoy su objetivo es la Copa con Boca: "Para mí la Libertadores siempre es prioridad. Ojalá se nos dé".

-¿Te conocés de memoria con tus compañeros?

-Ja, ja... Es que son los mismos con los que jugué hace unos meses. A mí se me hace fácil jugar al lado de ellos. Lo importante es prepararse bien. Sabemos que el trabajo que se hace ahora servirá para todo el año y estamos felices de estar juntos de nuevo.

-¿Sentís que Boca necesita más refuerzos?

-Ischia ya habló del tema. Repito lo que dije hace unos días: yo soy un jugador más del plantel. Tenemos la suerte de tener un DT que confía mucho en nosotros y nosotros también en él. Entre todos nos tenemos que ayudar porque sabemos que si Boca sale campeón nos beneficiamos todos. Por eso recién, cuando bajé del micro y me enteré de que en Buenos Aires dicen que me peleé en plena práctica con Castromán, me río. Esto es una joda...

-¿Qué sentís al estar otra vez en Tandil?

-Hacía siete años que no sufría tanto en una pretemporada pero al mismo tiempo estoy muy feliz de estar de nuevo en Tandil.

-¿Cómo ves a Ischia?

-Bien, se lo ve bien, muy feliz y tranquilo. Tiene las cosas muy claras y es muy parecido a Bianchi, con quien trabajó mucho tiempo. Esperemos poder ayudarlo al máximo en la cancha. Y ojalá que pasemos muchos años juntos. No lo voy a comparar con Bianchi porque uno ganó todo y el otro está hace poco. Nuestra obligación es ayudarlo para ver si somos capaces de ganar todo lo que ganó Bianchi como DT.

-Hace diez años acá estaban Ischia, Battaglia, Palermo, Ibarra, vos... ¿Es raro volver a estar acá?

-No sé si raro... Para mí es algo lógico. El club estuvo haciendo las cosas bien durante mucho tiempo y esos jugadores le dieron muchísimo a Boca. Y siguen jugando como hace diez años atrás. Palermo sigue metiendo goles; Ibarra juega cada día mejor; Battaglia parece que siempre tuvo 30 años por la sabiduría con la que se maneja...

-¿En Europa se valora más a los jugadores de experiencia que acá?

-No lo sé. Cada uno tiene derecho a opinar lo que quiera. Yo cada vez que hablan de River escucho que el mejor es Ortega y es de los más grandes; el mejor de Estudiantes es Verón y ya no es un pibe. Ibarra y Palermo no son chicos. La realidad es que al fútbol hay que jugarlo, la edad mucho no interesa.

-Ischia dijo que encontró la mística ganadora intacta. ¿Sentís eso?

-Nosotros tenemos la obligación de pelear todo y eso está bueno porque ves a Ibarra, a Palermo o a Battaglia, que han ganado todo, y siguen entrenándose duro como la primera vez que vinieron a Tandil. Palermo tiene el sueño de ser el máximo goleador del club; Ibarra, la ilusión de ganar su quinta Copa. Nunca les alcanza. Como al hincha.

-¿Y cuál es tu objetivo?

--El mío es prepararme al máximo. El año será largo y tenemos muchos partidos que jugar con Boca y también con la Selección.

De Olé.com


Esta nota refleja que Riquelme quiere mas,todavia tiene hambre de ganar, de jugar,de mejorar, siendo un nombre propio en el Mundo y cuando esto sucede no hay documento que valga, porque estan en uno mismo la edad y las ganas de seguir en lo mas alto.Veintinueve años, dependiendo de los casos puede ser una edad perferta,con una mezcla de juventud y madures al servicio de uno mismo y el equipo,en donde uno puede seguir explotando facetas de su juego y mejorar otras, como en el caso de Román, o puede ser la edad en que empiece a mermar el rendimiento de un fútbolista simplemente por no trabajar como en los primeros años en el amanecer de su carrera deportiva o padecer algun vicio perjudicial,en el caso de Adriano.

Lo mismo sucede con los jovenes,a esa edad uno tiene que permanecer al margen del periodismo y tratar de llenarse de los consejos que seguramente puliran tu juego y te haran un jugador completo.De no ser asi,como alguna vez dijo el profe Cordoba sobre Messi: "Su virtud mal utilizada es su peor defecto".Como bien dijo el Profe de que le sirve sobreutilizar la gambeta si los rivales ya saben lo que va a hacer? o de que le sirve la gambeta si hace una de mas, no la pasa y la pierde?

Como dijo Román: "Tengo claro que esto no es tenis ni Boxeo,esto es fútbol y es un deporte de conjunto".Es una filosofía de vida,la unión es la fuerza,pero no funciona cuando uno quiere explotar al equipo para su lucimiento personal antes que nada,en el caso de Messi....

4 Topos Gigios:

Giorgio dijo...

me alegrar leer a un román con tantas ganas. muchos decían q se retiraría después dl mundial de alemania, pero aí sigue!

a por el gol olímpico!

saludos

Sebastian dijo...

mi nombre es sebastian, y acabo de descubrir este blog, y me parece fantastico que se rinda esta clase de homenaje a uno de los mejores jugadores de la historia del futbol. Tambien me inscribi para recibir en mi correo todas las novedades del ultimo 10. Y finalmente quiero pedirle por este medio a todos los fanas de roman como puedo hacer para conseguir en DVD el video completo hecho sobre roman en los especiales de TyCSports, porque cada vez que lo veo me emociono, Muchas Gracias, y alto blog!!!!

EMO dijo...

A mi me parece, que tiene que dejar los micrófonos y dedicarse a entrenar ya que hace mucho que no juega. Èl mismo lo afirma "Me Falta Jugar", y debe empezar a justificar el tremendo gasto que hizo Boca por traerlo de vuelta.
Ya me están hartando sus declaraciones, y encima Olé empezó a prender la máquina de humo para que esté en la selección en Pekin.
Basta Riquelme, dedicate a jugar en Boca y a ganar otra Libertadores. Y es hora de dejarle la 10 a otro en la selección, que seguramente le pondrá más ganas y esfuerzo.

Gonzalo dijo...

Emo te cortaron el cable